Friday, December 02, 2016

Enigmas sin respuesta: el humanoide de la isla Blount



Enigmas sin respuesta: el humanoide de la isla Blount
Por Scott Corrales (c) 2016


En el norte del estado de Florida, EE.UU. existe una base militar denominada Blount Island, ocupada por el Mando de Preposicionamiento de Buques (Maritime Prepositioning Ships) de los célebres Marines. La isla es plenamente visible desde los puentes que cruzan el rio St. John por miles de conductores que transitan la Interestatal 295 todos los días. La instalación militar goza de unos envidiables metros de atracaderos convirtiéndola en una de las instalaciones de importación y exportación más significativas en la costa Atlántica. Sin embargo, fue en este sitio perfectamente normal desde la perspectiva bélica y civil que se produjo un encuentro cercano del que ya no se habla: el extraterrestre de la isla Blount.

En 1975, la fallecida escritora B. Ann Slate (cuyas obras hemos tenido el gusto de traducir para nuestros lectores en Arcana Mundi) tuvo la oportunidad de entrevistar al testigo principal del alucinante encuentro - el señor Norman Chastain, de 60 años de edad en aquel momento, electricista de profesión pero deportista nato que gustaba de navegar su yate de motor desde su hogar en Jacksonville hasta la desembocadura del St. Johns. En aquel momento, como hoy, la isla Blount era un complejo comercial con planta generadora y grandes torres de transmisión eléctrica, habiendo recibido cierta atención en los medios noticiosos por la pugna de los ambientalistas por evitar la construcción de una planta nuclear en los predios.



Chastain sentía una devoción especial por la pesca, en particular la del róbalo, que en aquel entonces se obtenía con facilidad en aquellas aguas. Soltando anclas a 50 pies de la costa de la isla, el pescador se dispuso a gozar del silencio de la noche, iluminado por las luces de la dársena portuaria y las tenues estrellas. A eso de las tres de la madrugada, Chastain pudo ver unas luces anaranjadas y azules parpadeando sobre el fuerte Caroline, los restos de un intento de colonización de esas tierras por los franceses en el siglo XVI. El objeto era casi tan silencioso como la misma noche de invierno tropical, suspendido sobre la vertical del fuerte y cambiando de colores, mientras que el pescador se preguntaba si podía tratarse de algún helicóptero militar o de la policía.

El objeto se encargaría de disipar sus dudas. Comenzó a moverse hacia el yate de Chastain, revelando la circunferencia de su forma, rematada por un domo. El electricista ferroviario estimó que tenía un diámetro de setenta y cinco pies, un grosor de ocho pies, y que estaba rodeado de luces brillantes. Quedaba claro que no era un aparato de este mundo, y se aproximaba con rapidez.

Mas extrañado por la situación que temeroso, el hombre pensó que el objeto desconocido había sentido cierta atracción por las luces de su propio yate, que parpadeaban de color verde a rojo para marcar su posición en el agua, así que las apagó tan pronto como pudo. Se sorprendió al ver que la nave voladora hizo lo mismo, apagando sus propias luces antes de retirarse en la dirección de la que había llegado. Era normal que se sintiera aliviado al haber evitado semejante situación, pero el corazón le dio un vuelco cuando descubrió que en aquel intervalo, la corriente había cambiado de rumbo, empujando su yate hacia aguas poco profundas, dejándolo varado.

Maldiciendo, Chastain saltó al agua, haciendo lo posible por llegar a la costa arenosa de la isla Blount para encontrar un pedazo de madera para usar como palanca y sacar su nave del apuro. Asistido por una linterna, el desventurado pescador logró esquivar los numerosos socavones en la costa, consiguiendo hacerse con un trozo de madera de metro y medio de largo, ideal para la labor que le aguardaba. El gran peso del objeto le hizo tomar varios descansos. Durante el último de estos, Chastain apuntó su linterna contra el yate para comprobar que seguía varado en la arena, y fue entonces que verdaderamente comenzó su odisea.

Una figura claramente no humana se hallaba entre la maleza.

El electricista describiría al "ser extraterrestre" (según él) como una figura de cinco pies de alto, brazos pequeños, cabeza grande con orejas puntiagudas y una barbilla angulosa. La criatura llevaba puesto un traje enterizo de color plateado oscuro que brillaba a la luz de la linterna, pero que le hizo recordar, en cierto modo, "a la ropa interior masculina que se usaba antiguamente en el invierno".

El pescador y la extraña figura se miraron mutuamente hasta que el ser levantó su mano izquierda, en la que llevaba un dispositivo plano de tres pulgadas de ancho. El objeto emitió un destello cegador, y Chastain sintió como una extraña parálisis se apoderaba de sus miembros, descendiendo desde su cuello al tronco y las extremidades. Luchando contra el efecto analgésico, el pescador trató de gritar, pensando que alguien podría socorrerle, pero sus cuerdas vocales no se lo permitían. Como si la situación no fuera de por sí apremiante, un olor nauseabundo y desconocido comenzaba a emanar de su vestimenta, tal vez el residuo del destello del "arma" usado por el extraño humanoide.

Chastain acabó tirado en la maleza, incapaz de moverse. El hombre elevó plegarias al cielo, temiendo lo que el ser desconocido ('diablesco', en su propias palabras) estuviese tramando.



La parálisis producida por el destello comenzó a disminuir con el paso de las horas. Al despuntar el alba, Chastain pudo gatear un poco, alejándose de dónde se había varado su yate. Para el mediodía, le fue posible incorporarse y caminar. La marea ya había entrado y le fue posible ver el yate flotando, con sus puertas abiertas pero sin tripulantes. Nadó hacia él, posteriormente abordándolo y haciendo lo posible por quitarse el hedor que había invadido su vestimenta, y que posteriormente descartaría antes de regresar a su hogar, donde su esposa le aguardaba con impaciencia. El pescador no se atrevió a contarle a su mujer lo que había sucedido la noche anterior, inventando una mentira blanca en la que culpaba una nausea repentina por su tardanza.

El hombre no tardó en concertar una cita con su médico, temeroso de que la extraña parálisis pudiese tener secuelas. Pero el galeno certificó su buen estado de salud, y Chastain regresó de nuevo a su hogar. En fechas posteriores volvería la isla Blount, buscando evidencia del insólito y aterrador evento: el gran trozo de madera que pretendía utilizar como palanca seguía ahí, pero no había evidencia del extraño ser ni residuos del nefasto olor causado por el haz de luz.

Su descanso nocturno, sin embargo, se vería invadido por extrañas experiencias oníricas en otra realidad o mundo poblado de seres extraños, flores gigantes y fábricas que producían naves con forma de platillo.

En febrero de 1972, el electricista ferroviario estaba durmiendo durante una de las tormentas eléctricas que son tan frecuentes en la Florida. Se despertó repentinamente debido a un destello de luz y un trueno ensordecedor, ¡acompañados por el repugnante olor que había percibido tras su experiencia en la isla Blount! Chastain no dudó en alcanzar su revólver, temeroso de que el maligno ser que le atacó aquella noche hubiese dado con su paradero. No podía quitarse el hedor de las narices, y estuvo en vela el resto de la noche, preparándose para otro encuentro con lo desconocido.

La tormenta se dispersó al amanecer y el hombre se dispuso a salir de la casa, abriendo la puerta por la que entraba aquella peste. Por un momento fugaz, Chastain pensó que había perdido el juicio: entre la maleza que crecía libremente en el traspatio habían surgido nuevos cultivos de la noche a la mañana...vegetales que aproximaban la forma física de la criatura en la isla Blount, emitiendo la misma hediondez. Así las describió B. Ann Slate: "Era como una escena del cine de horror. Las plantas asemejaban las distorsiones faciales de la criatura en la isla, con bocas abiertas, grandes cuencas oculares, y una sustancia blanquecina brillante donde estarían los ojos. Tres de las "cabezas" de tres a cinco pulgadas parecían estar plenamente desarrolladas, mientras que las más pequeñas se asemejaban a bebés recién nacidos con los ojos cerrados".

Estremecido, Chastain miró al cielo, esperando ver un OVNI, pero solo pudo ver un nítido cielo azul.

Trató de buscar algún vecino que le sirviese de testigo al espeluznante hallazgo, pero no hubo nadie. Posteriormente, su esposa saldría al patio para ver el extraño cultivo, afirmando que "parecía algo de otro planeta".

Chastain agarró una pala y comenzó a excavar, sacando la más grande de las horrendas cabezas para llevarla a la redacción del periódico Jacksonville Journal. Los periodistas no pudieron creer lo que estaban viendo, y llegaron a experimentar la misma nausea que había embargado al pescador aquella noche en Blount. La cabeza también fue vista por los colegas de Chastain en Seaboard Coastline Railroad, que también se maravillaron al verlas. Cualquier intento de llevarlas a autoridades clínicas se vio frustrado por el repentino "marchitamiento" del vegetal, quedando convertido en bolas esponjosas de color rosado, según el testigo inicial.
A estas alturas no resulta posible saber si el rotativo publicó alguna noticia o foto del caso, puesto el Jacksonville Journal dejó de publicarse en 1976 (habiendo lanzado su primera edición en 1922). El Seaboard Coastline Railroad desapareció en 1983.

Una agencia no identificada parece haber tomado muestras tanto en el traspatio de Chastain como en la isla Blount. La muestra del traspatio contenía suficientes esporas como para intentar hacerlas germinar, pero no se sabe si esto sucedió.

La respuesta "lógica" a los misteriosos vegetales es que se trataban del hongo conocido en inglés como stinkhorn (Lysurus mokusin), cubierto de una especie de cieno de olor sumamente desagradable. Estos hongos de la familia phallacea también se conocen por tener forma de falo, emitiendo un "hedor a carroña" que atrae moscas. ¿Misterio resuelto? La escritora Slate sugiere una posibilidad muy interesante, basándose en la teoría del biólogo Leslie Paleg (1929-2012) de la universidad de Australia, quien afirmaba que era posible influenciar el crecimiento de las plantas con rayos láser. El destello de luz producido por el supuesto alienígena, ¿habría sido capaz de influenciar el desarrollo repentino de estas especies, imprimiéndoles su estampa? ¿Pero cómo?

Monday, October 17, 2016

Guillermo Giménez: Entrevista a Nacho Ares



Guillermo Giménez: Entrevista a Nacho Ares
Cortesía de Deborah Goldstern, Crónica Subterránea


Tengo el agrado de presentar y realizar esta entrevista a un joven y gran investigador destacado en España y el mundo entero, por todos sus estudios y trabajos y del cual compartimos una misma pasión: que es la Historia de Egipto y de quienes habitaron la misma.

Nacho Ares nació en la ciudad de León el 27 de Agosto de 1970. Estudió en la Universidad de Valladolid, España recibiéndose de Licenciado en Historia Antigua dedicándose gran parte de su vida a la investigación y difusión en diferentes medios y a través de sus 15 libros editados (y otros de cuento, donde participa), principalmente dedicados a Egipto, y a todos sus enigmas históricos.

Así mismo ha traducido y prologado otros trabajos del inglés al español de varios otros investigadores, como los del Ing. Robert Bauval, autor de varios libros dedicados al Misterio de Egipto y su relación con Orión, investigador con quien he mantenido contacto compartiendo y apoyando todos sus trabajos.

Dirige la destacada publicación Revista de Arqueología, cuyo Comité Científico es presidido por su Majestad La Reina Doña Sofía, a quien también tuve la oportunidad de conocer años atrás durante su visita a la ciudad de Buenos Aires, gran amante de los misterios y del Fenómeno OVNI. También ha colaborado para la realización de varios trabajos televisivos y radiales.

Siempre viaja a Egipto, país que ama al igual que quien esto escribe, por toda su riquísima historia y cultura de quienes lo habitaron, constructores de esos magníficos monumentos que hoy podemos ver y que fueron erigidos hace milenios para la eternidad.

Aquí va esta charla que mantuve con el destacado investigador Nacho Ares.

Guillermo D. Giménez




G.D.G.: Ante todo quiero agradecerte por haber aceptado esta entrevista, dedicándole un rato de tu valiosísimo tiempo a mi persona. Sabes compartimos la misma pasión. He estado varias veces en Egipto , recorriéndolo a lo largo y ancho del país descubriendo magníficos monumentos y su rica cultura. Cuando puedo, siempre regreso allí, su gente es muy amable. Ahora te pregunto: ¿Porqué Egipto es tu pasión?, ¿desde cuándo nació tu interés a este lugar fascinante?

Desde que tenía 13 años, después de hacer un trabajo escolar sobre la tumba de Tutankhamón, me quedé enganchado. Es una cultura fascinante con un montón de aristas como el arte, la historia, la arqueología y especialmente el misterio.

G.D.G.: ¿Cuándo fue tu primer viaje a Egipto?

Viajé por primera vez en el año 1991, en septiembre. Estuve allí 15 días y fue en un viaje organizado tradicional, junto con otros turistas españoles.

G.D.G.: ¿Qué sentiste al pisar su suelo y saber que allí miles de años atrás distintos Faraones crearon esta asombrosa cultura histórica?

Fue una sensación especial. Llevaba muchos años detrás de ese objetivo y finalmente lo pude conseguir. Lo que me chocó fue la sensación de humedad que había en el aeropuerto. El Nilo lo cubre absolutamente todo.

G.D.G.: En 1998 escribís tu primer libro llamado Egipto, El Oculto, ¿qué te llevó a escribir el mismo?

Era un antiguo trabajo que había comenzado casi 5 años antes cuando aún estaba en la Universidad. Como decía antes, uno de los aspectos que más me llaman la atención son los misterios de Egipto. En ese libro trataba de proponer soluciones lógicas a muchos de los enigmas tradicionales como la construcción de las pirámides, el trabajo de la piedra, la iluminación, etc.

G.D.G.: Los autores Robert Bauval y Adrian Gilbert a través de su libro El Misterio de Orión nos hablan de una “conexión estelar” existente en la Región de Gizeh con la Constelación de Orión, provocando un profundo impacto entre los historiadores de la Antigüedad. ¿Cuál es tu opinión acerca de esto?

Conozco muy bien a Robert Bauval. Somos grandes amigos y en muchas charlas me ha explicado al detalle su teoría. Creo que cada vez está más aceptada por la comunidad egiptológica académica. NO se trata de buscar misterios en las estrellas porque sí, sino que los antiguos egipcios tenían muy presente ese aspecto del cosmos en su forma de entender el devenir de los acontecimientos.

G.D.G.: ¿Quiénes construyeron las Pirámides y para qué?

Fueron los antiguos egipcios en homenaje a sus reyes. De eso no me cabe la menor duda. El que diga lo contrario (atlantes, extraterrestres, etc.) no tiene ni idea del humanismo que desborda la cultura faraónica. Es un concepto que hoy no alcanzamos a comprender.

G.D.G. ¿Las Pirámides son tumbas de los Faraones Kheops, Kefrén y Micerinos, a pesar de no haberse hallado ningún resto de los mismos ni jeroglíficos, o son "instrumentos rituales" para convertir al Faraón muerto en un ser espiritual?

El concepto de tumba en el antiguo Egipto es diferente al nuestro, el lugar de descanso de unos restos. La pirámide no puede separarse del complejo de templos y tumbas que hay a su alrededor. Es todo un uno. La pirámide es la “cámara funeraria” en donde no hay textos, al igual que no hay textos en las cámaras funerarias de las tumbas más pequeñas que hay en el cementerio.

G.D.G.: Personalmente he visitado e ingresado a las Pirámides de Gizeh, entre otras, pero éstas muestran una diferencia total con las del resto. Su perfección las convierten en casi únicas y deben separarse del resto de la Era de las Pirámides. ¿Porqué crees que esto es así?

Tampoco es que lo crea exactamente así. En muchas ocasiones nos centramos únicamente en la Gran Pirámide, pero sí tiene errores de construcción y muy abultados. Lo que sucede es que es la más grande, un icono, un referente, pero desde el punto de vista ritual no se separa mucho de otras pirámides que podamos encontrar en Sakkara o en Dashur.

G.D.G.: Cuáles son los misterios que más te atraen de Egipto?

En la actualidad el trabajo de la piedra y los métodos de construcción de grandes monumentos.

G.D.G.: Mucho se ha hablado y escrito sobre la supuesta energía eléctrica que habrían manipulado los antiguos egipcios y que bien lo describen los autores Reinhard Habeck y Peter Krassa en su libro “Luz para el Faraón” (“Licht für den Pharao”). Allí vemos asombrosos bajorelieves de figuras humanas manipulando aparentes ampollas que simulan ser bombillas eléctricas ubicadas en el Templo de Hathor, en Dendera. ¿Qué opinás de esto?

Como explico en Egipto el Oculto, son simples estelas rituales. Los textos son muy claros. Krassa dice que no se han traducido, pero eso no es cierto. Incluso en el Museo de EL Cairo hay estelas de ese tipo con la serpiente dentro.

G.D.G.: El científico Walter Garm, Ingeniero Eléctrico y Director de una Central de Energía en Tailandia, al ver estas fotografías del Templo de Hathor quedó asombrado por sus figuras, comentando que su similitud con elementos eléctricos es muy cercano.

Garm será muy técnico en lo suyo pero de Egipto no sabe mucho. NO se pueden comparar elementos contemporáneos con antiguos. ¿Por qué iban a fabricar bombillas de filamento en el antiguo Egipto? Ahora esas bombillas en España ya no se usa, son todas de bajo consumo con un gas en el interior de la ampolla, ¿entonces? No tiene sentido.

G.D.G.: Quienes hemos visitado en varias ocasiones el Museo de Antigüedades de El Cairo, en Egipto, nos ha llamado la atención (además de toda la riquísima cantidad de piezas que superan los 250.000), en la primera planta del Museo vemos el famoso y polémico “Disco” procedente de la Tumba del Príncipe Sabu correspondiente a la I Dinastía egipcia. ¿Qué es lo que vemos en la vitrina hallado en la zona arqueológica de Sakkara con más de 5.000 años de antigüedad?

Es la base de una lámpara, seguramente. Hay varios paralelos. El problema vino cuando Sitchin lo quiso asimilar por su semejanza a una pieza de un cohete. Nuevo error como el de Garm. Nosotros ya no viajamos en cohetes, lo hacemos en transbordadores. Pero cuando dijo aquello en plena década de los 70 los cohetes estaban de moda.

G.D.G.: El “Disco” del Príncipe Sabu, ¿representa un mecanismo, pero de qué tipo y para qué lo utilizaban?

Me repito a la respuesta anterior. Lo explico en Egipto el Oculto.

G.D.G.: Siguiendo con nuestras visitas al Museo Central de El Cairo, allí vemos también un objeto que durante años se lo catalogó como el “pájaro” bajo el número 6347 y fue el Dr. Khalil Messiha en 1969 que le llamó poderosamente la atención. Esta pieza hallada en Sakkara en 1898 por el arqueólogo francés Lauret es acompañado por otros “pájaros”, pero el Dr. Messiha aficionado al aeromodelismo construye a medida el mismo comprobando que “podía volar”. Otros estudios confirmarían lo mismo como los del Dr. Henry Riad. ¿Podemos hablar entonces de “Aeromodelismo en el Antiguo Egipto”?

Esto es más curioso. Tiene sus contradicciones con los halcones tradicionales. Es un verdadero misterio. El año pasado para un programa de televisión hicimos una recreación y fue interesante. Lo puedes encontrar en youtube buscando “Cuarto Milenio Museo de El Cairo”.

G.D.G.: El 12 de Enero de 1972 se inauguró en el Museo de Antiguedades la 1ra Exposición de Aeromodelismo en el Egipto Faraónico. Mi pregunta es: ¿cómo construyeron hace más de 3.000 años estos objetos?, ¿qué información técnica poseían o alguien se los suministraba?

A ver, no intentemos buscar preguntas según los problemas que nosotros vemos. Es decir, antes de irnos al tema del aeromodelismo. Reconozco que es un misterio y grande. Se desconocen muchas cosas.

G.D.G.: Regresando a la Región de Gizeh hay nuevos estudios de Bassam El Shammaa que considera la existencia de una segunda Esfinge hoy desaparecida y apoya gran parte de su teoría a través de estudios fotográficos realizados por la SIR-C/X-SAR de la Agencia Espacial Norteamericana (NASA). ¿Consideras valedera esta hipótesis?

Es curiosa. La estela del Sueño habla o da pistas sobre dos esfinges. No lo ha dicho solamente Bassam, sino también otros egiptólogos de renombre. Hay que revisar muchos de esos interrogantes.

G.D.G.: Hablando de Esfinges, la existente y bella figura de Gizeh que todos hemos podido visitar y apreciar es sin duda una construcción anterior a las Pirámides. ¿Ya se podría confirmar realmente esto de acuerdo a todos los estudios realizados en la misma?

Yo creo que sí lo es. Es un monumento prefaraónico reusado luego y amoldado a las nuevas creencias.

G.D.G.: Podemos hablar de una civilización anterior a la egipcia constructora de estos “Faraónicos” monumentos.

Desde luego, pero nos tenemos que olvidar de una “supercivilización”. Se trataría de una cultura primitiva, con cierta sofisticación, pero nada relacionado con la Atlántida ni cosas así.

G.D.G.: Años atrás escribí un trabajo llamado “Fenómenos Aéreos en el Antiguo Egipto”, allí expuse distintas piezas arqueológicas que destacaban la presencia de extraños objetos voladores surcando los cielos del Egipto Faraónico. ¿Qué opinás de estos documentos? (como el Papiro Tulli, la Estela de Gebel Barkal, El Papiro de Leningrado, etc.etc.)

Para mí el Papiro Tulli es un fraude. Lo relato en un artículo que tengo publicado en la web. La estela de Gebel Barkal es, en cambio, muy interesante y seguramente la fuente de inspiración del papiro falso.

G.D.G.: ¿Crees en la existencia del Fenómeno OVNI?, ¿Ellos, estuvieron con nosotros en la Antigüedad en distintas civilizaciones del planeta?

Desde luego que creo. También creo que nos visitaron en el pasado, y que quizá inspiraron algun movimiento religioso pero no por su intermediación directa sino porque nosotros los confundimos con seres divinos. Pero de ahí a creer que somos un experimento suyo, que nos han legado una herencia tecnológica que se ha perdido etc. eso no me lo creo ni he encontrado en ningún sitio una evidencia clara.

G.D.G.: Qué opinás de las famosas “Puertas Secretas” halladas en la Pirámide de Kheops, que se suponían eran canales de ventilación y autores como el ya citado Bauval considera que se usaban para fines rituales y que están alineadas con los Sistemas Estelares.

Son temas muy interesantes que demuestran una vez más la interrelación astronómica entre monumentos antiguos y las estrellas.

G.D.G.: Nuevos estudios han descubierto grandes cavidades bajo la Esfinge y las Pirámides, ¿habrían allí nuevas Puertas Secretas?, ¿se logró ingresar a estas Cámaras ocultas?

El tema de las cavidades bajo la Esfinge es un poco controvertido. Es cierto que las hay, pero al igual que bajo todo el suelo de la meseta gracias a la configuración geológica. Es posible que algunas de esas habitaciones fueran reutilizadas como si fueran criptas de los templos.

G.D.G.: Los Trépanos egipcios es otro de los misterios que rodea a esta cultura. ¿Considerás el Informe Baker como certero al enunciar que las herramientas utilizadas por los antiguos egipcios superan los resultados de la moderna tecnología?

No han hecho arqueología experimental. Desde hace casi 2 décadas se ha demostrado que herramientas de cobre pueden perforar como lo hacen el granito o la cuarcita dejando el abrasivo de la arena esas marcas tan curiosas en las paredes. Lo explico en un artículo en mi web titulado El trabajo de la piedra.

G.D.G.: Quiero saber tu opinión acerca del Obelisco no acabado del Aswan que pesa casi 1.300 Toneladas, ¿cómo iban a levantar los egipcios de la cantera y trasladarlo a Karnak?, ¿qué tecnología utilizaban para mover estas piezas?

Uf, de eso no tengo ni idea. Es un verdadero problema. Seguramente emplearían alguna pista de tierra, pero 1300 toneladas son muchas! De alguna forma lo debieron de hacer porque otros colosos similares como las 1000 toneladas del coloso del Rameseum consiguieron moverse.

G.D.G.: Para ir ya finalizando, todos los autores que han escrito varios libros siempre tienen uno que más lo consideran. De todos tus libros, ¿cuál te parece el mejor y porqué?

A mí me gusta especialmente Tutankhamón, el último hijo del sol. Yo me enamoré de la egiptología por este tema y escribir un libro de esas características fue una gran satisfacción.

G.D.G.: Sabemos que falta mucho aún por descubrir y asombrarnos en Egipto, ¿cuál es tu visión del futuro arqueológico?

Piensa que solamente conocemos una quinta parte de lo que debió de haber. Faltan ciudades enteras de las que conocemos por textos antiguos pero no sabemos dónde están. Y es necesario que se revisen muchas teorías instauradas en el siglo XIX.

G.D.G.: Sos una persona que has trabajado con muchos investigadores españoles y extranjeros, (arqueólogos, historiadores, etc.etc.) ¿quiénes son para vos los más destacados y con quién de ellos aprendiste más?

No se puede decir que haya uno que me haya marcado. Quizá desde el punto de vista humano un buen amigo el padre Felices me adentró en muchos enigmas históricos. Luego en el mundo de la televisión Fernando Jiménez del Oso marcó una profunda huella. En el terreno egiptológico he tenido la suerte de conocer y colaborar con muchos grandes especialistas. Me impresionó la cercanía de Jean-Philippe Lauer.

G.D.G.: Personalmente siempre viajo por el mundo, al igual que vos, en busca de enigmas y respuestas, ¿cuáles son tus próximos proyectos?

Siempre viajo a ciudades o capitales que tengan colecciones egipcias. Pero el próximo objetivo siempre, siempre está de nuevo en Egipto. Queda mucho por hacer y aprender.

G.D.G.: Finalmente, ¿Quién es realmente Nacho Ares?
Es un humilde historiador, un poco “egiptoloco” que tiene la inmensa suerte de disfrutar con lo que hace.

G.D.G.: Te dejo este espacio para que expreses lo que desees.

Muchas gracias por la oportunidad que me das para expresarme y comunicarme con tantas personas de ámbitos diferentes.

G.D.G.: Muchísimas Gracias por tu tiempo dedicado a mi persona. Podríamos seguir hablando aún mucho más. Sos una persona que ayudas a “desasnar” a todos acerca de este tema, que es sin duda la riquísima y misteriosa Historia de Egipto. Gracias Nacho por tu tiempo una vez más.-

Friday, October 14, 2016

¿Cristóbal Colón y su tripulación fueron testigos de las evoluciones de Fenómenos OVNI antes de descubrir las Américas?



¿Cristóbal Colón y su tripulación fueron testigos de las evoluciones de Fenómenos OVNI antes de descubrir las Américas?
Por Guillermo D. Giménez, Planeta UFO (c) 2016

¿Cristóbal Colón y su tripulación fueron testigos de las evoluciones de Fenómenos OVNI antes de descubrir las Américas?. Veamos: El 3 de Agosto de 1492 en Sanlúcar de Barrameda Colón inicia su recorrido hacia lo desconocido y es así que en el cuaderno de Bitácora en su primer viaje aparecen dos anotaciones que dan cuenta de situaciones extrañas. El sábado 15 de septiembre de 1492 la bitácora de Colón nos describe: "navegó aquel día con su noche 27 leguas camino al Gueste y algunas más. Y en esta noche al principio de ella vieron caer del cielo un maravilloso ramo de fuego en la mar, lejos de ellos 4 ó 5 leguas". ¿Qué era ese #RamoDeFuego que vieron en el mar? ¿Un OVNI?. Horas antes de descubrir las Américas el 12 de Octubre de 1492 leemos en su cuaderno de bitácora: "Después del sol puesto, navegó a su primer camino, al Oeste, andarían 12 millas cada hora, y hasta 2 horas después de medianoche andarían 22 millas, que son 22 leguas y media. Y porque la carabela Pinta era la más velera e iba delante del Almirante, halló tierra e hizo las señas que el Almirante habia mandado. Esta tierra vió primero un marinero que se decía Rodrigo de Triana; puesto que el Almirante, a las diez de la noche, estando en el castillo de popa, vio lumbre, aunque fue cosa tan cerrada que no quiso afirmar que fuese tierra" (...) "después de que el Almirante lo dijo, se vio una vez o dos, y era como una candelilla de cera que se alzaba y levantaba, lo cual a pocos parecía ser indicio de tierra". ¿Qué era esa luz que subía y bajaba del cielo?, ¿un fenómeno astronómico? No ... ningún meteorito -en este caso visto en dos oportunidades- se cae y vuelve a elevarse nuevamente. Su descripción se #AlzabayLevantaba nos describe las evoluciones de un extraño objeto luminoso que acompañó -sin duda- a Cristóbal Colón en un evento histórico para la Humanidad. Estas extrañas luces han sido consideradas como avistamientos de Fenómenos OVNI registradas centenares de años atrás.

Saturday, October 08, 2016

Oceanía: la madre de los misterios



Oceanía: la madre de los misterios
Por Scott Corrales © 2016

Los seres humanos han dejado huella de sus actividades en los sitios más recónditos desde el amanecer de los tiempos. Aunque no se trate nada más significativo que los restos de una fogata encendida por nómadas en una vasta planicie asiática en la que el cielo y el horizonte se confunden en la lejanía, o los humildes restos de una choza petrificada la orilla de un salar que en su día fue un gran lago, sentimos un interés innato y hasta nos emociona ver estos restos, ni decir las ruinas de las grandes civilizaciones de nuestro planeta.

Este afán de buscar huellas de nuestros antepasados se extiende a la búsqueda de ciudades perdidas y estructuras olvidadas por los libros de historia y las tradiciones culturales de la historia. En la década de los ’60 una serie de autores popularizó el interés por la criptoarqueología: Brad Steiger nos hablaba de la civilización desconocida en América del Norte que dejó no sólo fortificaciones ocultadas por la exuberante vegetación de estas tierras, sino también delicadas obras de arte y monedas que fueron relegadas al olvido tras su descubrimiento por ser “pedradas en la cara de la historia”, como solía decirse. Robert Charroux, Raymond Drake y otros hicieron los mismo.

Ciudades perdidas de Oceanía

En 1979, el destacado escritor e investigador australiano Rex Gilroy escribía sobre las "civilizaciones desconocidas" que pudieron haber existido en su isla-continente. Al margen de la creencia en la paleoufologia, que afirmaba que los "wondjinas" venerados por las tribus aborígenes australianas eran en verdad seres de otro mundo, las ruinas y tradiciones sobre estas civilizaciones en la desértica Australia occidental se basaban en hechos concretos. "Las tradiciones nativas," escribe Gilroy "afirman que existió un puente terrestre entre Australia y Nueva Guinea en lo que hoy denominamos el Estrecho de Torres, con una cultura cuyos restos pueden verse cerca de la ciudad de Port Moresby bajo el agua. Otras ruinas misteriosas existen cerca de Alice Springs, consistiendo en cuatro terrazas de 40 pies de alto, construidas de grandes bloques a la manera de la enigmática Tiahuanaco, y piedras ciclópeas parecidas yacen bajo el mar cerca de Brisbane (Queensland, Australia)."
En otro escrito, Gilroy nos informa de la existencia de "moais" en Australia, descubiertos cerca de la población de Emerald, también en Queensland, y en las cercanías el Estrecho de Whitsunday, agregándole al misterio el supuesto hallazgo de una gran cabeza "maya" en Cambelltown al sur de la populosa Sydney. Aunque Gilroy no nos facilita dibujos ni fuentes de información sobre estos curiosos descubrimientos, cabe especular si la cultura madre del Pacífico pudo haber estado en Australia, y que los moais de la isla de Pascua representan sus lejanos avatares, marcando tal vez los lindes de su imperio.

De ser así, la paleontología nos ofrece otro curioso regalo de la antigüedad olvidada: estatuas de 4 pies de estatura talladas en esteatita, a las que se les ha asignado una edad de 25,000 años mediante pruebas de radiocarbono realizadas al entorno circundante.

Hasta los investigadores del misterio se resisten a creer en algunas de estas extravagantes sugerencias, prefiriendo seguir la vertiente de "Australia como colonia egipcia", fundamentándose en las grandes estructuras piramidales que pueden verse no solo en Woomera (desde donde operaba el programa espacial del Reino Unido en los '60, actualmente una de las estaciones de rastreo más importantes de la NASA) sino también en Queensland y Nueva Gales del Sur.

A pesar de que existen jeroglíficos que nos hablan del viaje de cierto almirante de la corte faraónica cuyos viajes pudieron haberlo llevado a Egipto, sigamos por la vertiente menos ortodoxa. ¿Será posible que Australia pueda ser el mítico continente de Mu o Lemuria, que lejos de hundirse bajo las aguas del extenso Pacífico, sencillamente fue arrasada por condiciones desconocidas?

Teosofía y seres prehistóricos

No podemos internarnos en esta hipótesis sin traer a colación un personaje de talla ciclópea en estos asuntos, aunque se le haya tachado de fraude y embaucadora: Helena Petrona Blavatsky.
Clarividente y esoterista, la figura más insigne de la teosofía afirmaba en sus escritos que la humanidad había atravesado una secuencia de etapas de desarrollo denominadas "razas raíz". La primera raza era espiritual, ocupando la "sagrada tierra imperecedera". La segunda, los hiperbóreos, también era espiritual y su hogar era un continente en el ártico. La tercera de estas razas, sin embargo, ocupó Lemuria, cuyos restos podemos ver en la moderna Australia y Micronesia, afirmando que los altos y esbeltos aborígenes australianos eran descendientes de esta raza, cuyo proceso evolutivo había comenzado por darles el aspecto de aterradores gigantes de tres ojos, viviendo en chozas.

La Lemuria que nos describen los escritos teosóficos distaba mucho de ser la que nos presentan otras tradiciones. "Un manto denso, cargado de vapor, llenaba la atmosfera de la tierra, y aunque la luz solar bañaba el planeta, los rayos solares solo se filtraban a través de densas nubes. Los monstruos se convertían paulatinamente en hombres, gigantes que se movían con lentitud y pasaban gran parte de sus vidas acostados, tratando de levantarse. Puesto que eran incapaces de doblar sus rodillas, tenían que apoyarse contra los árboles. Cuando comenzaron a andar, les era necesario valerse de grandes y pesados bastones." Posteriormente, el texto afirma que los patagones eran la última muestra de la destilación final de los lemurios, antes de ser sobreseídos por la cuarta raza raíz, los atlantes. No obstante, es posible sugerir que si Blavatsky (o sus maestros sobrenaturales) se equivocaban, tal vez no lo hicieron tanto. Sus descripciones en cierto modo pueden aplicarse a los no tan legendarios "yowies" que ocupan las montañas de Nueva Gales del Sur. Estos seres de tres metros de estatura, emparentados con el yeti himalayo y el Bigfoot norteamericano (o el gugwe, una versión aún más aterradora de dicho ser) no parecen ser capaces de flexionar sus rodillas, y efectivamente se apoyan contra los árboles.



El escritor italiano Peter Kolosimo toma prestado el lenguaje de H.P. Lovecraft para describir su propia visión de la desaparecida Lemuria, cuyos restos incluirían las islas del Pacífico: "Aquellos que nos dicen todo esto," escribe, refiriéndose a los teósofos, "sobre los lemurios afirman que con el paso de las eras, estas espantosas criaturas se desarrollaron para resultar en algo que parece una fusión de bosquimano y primate. Los bosquimanos, se nos informa, son de hecho descendientes de los lemurios, al igual que los aborígenes de Australia, los nativos de Tierra del Fuego y otra tribus africanas y de la India".

Un nexo interesante entre el mundo espiritual de la teosofía y la criptozoología.

"El folklore aborigen," nos cuenta Rex Gilroy, "mantiene que los aborígenes compartieron esta tierra con otras razas humanas que ocuparon las tierra antes que ellos. Entre ellas figuraba una raza de hombres y mujeres gigantes que confeccionaban herramientas." El autor cita el descubrimiento de petroglifos en distintas partes de Australia cuyo origen se ha asignado a posibles extraterrestres, pero el esoterista australiano se reserva sus comentarios al respecto, insistiendo que las enormes herramientas de piedra que han sido excavadas tanto en Oceanía como África, amén de quijadas y dientes fósiles, representan una prueba más contundente.

La ciencia oficial nos informa que el megántropo era 2/3 del tamaño del gigantopiteco, colocandolo a 2.44 metros y con un peso aproximado de ciento ochenta a doscientos cincuenta kilogramos. La mándibula más reciente de megántropo fue hallada en 1993.



"En distintos lugares del centro oeste del estado," sigue Gilroy, "he descubierto enormes herramientas de piedra, incluyendo hachas, bastones, cuchillos y otras herramientas con un peso de 5.5 a 16.5 kilogramos - objetos que solo pudieron haber sido creados y utilizados por seres de enorme estatura y fuerza. ¿Pertenecieron estos implementos a los parientes australianos del megántropo (Meganthropus palaeojavanicus, hombre de Java gigante), que merodeó el sureste asiático hace unos 500,000 años?" (Australasian Post, September 11, 1986)

Los monstruos del subsuelo

El testimonio mudo de las piedras labradas por manos desconocidas es impresionante, pero existen otros misterios en Australia que resultan igual de apasionantes. Uno de ellos, que se circuló en la prensa de aquel país en la primavera de 1966, tuvo que ver con un extraño hallazgo bajo las arenas del Northern Territory, a más de trescientas millas al sur de la ciudad de Darwin en el asentamiento Killarney.

Norman Jensen, un veterano perforador de pozos, acostumbrado a las condiciones inhóspitas de la región, procedió a realizar su labor a quince millas el asentamiento Killarney, una estación de ganado ovino (sheep station, en inglés). La broca del taladro había perforado capas de caliza, arcilla, tierra roja y arenisca para alcanzar el manto freático cuando repentinamente, a una profundidad de 102 pies (31 metros), se produjo un descenso repentino a 111 pies (33 metros). Pensando que había logrado su cometido, Jensen hizo bajar una bomba para comprobar la calidad del líquido.

Grande fue su sorpresa, sin embargo, cuando en vez de agua, lo que salió de la bomba "una cubeta de carne, hueso, piel y pelo", según la nota periodística.

El perforador confesó al condestable local, Roy Harvey, que jamás había visto nada parecido. El material fue transportado a la estación Killarney, donde las gallinas se alimentaron de él sin sufrir efectos perniciosos. Días más tarde, los extraños restos aún no se habían podrido.

Se remitieron muestras al doctor W.A Langsford, Director del Departamento de Salud de la Mancomunidad Australiana con sede en Darwin. Tras de realizar un análisis, el médico sentenció que el material obtenido a treinta metros de profundidad era, en efecto, tejido y pelo, pero que sería necesario remitir la evidencia a un laboratorio especializado en la ciudad de Adelaide para ampliar detalles. "Cabía la posibilidad de que el material hasta podía ser humano."

Un dato sensacional, sin duda, que apareció inicialmente en la desparecida revista FATE (Septiembre 1966) y posteriormente en el libro Atlantis Rising del autor Brad Steiger (1976). Como suele suceder con estas noticias, no hubo seguimiento alguno y se pierde la pista de los restos hallados bajo el suelo australiano. Nos es posible confirmar con la tecnología a nuestra disposición que el doctor Langsford no solo existió, sino que tuvo una carrera muy distinguida en la investigación del genoma aborigen (National Centre for Indigenous Genomics), estudiando cromosomas de 1969 a 1973 y levantando el estudio de treponematosis del Northern Territory en 1968. El condestable Roy Harvey, apodado "Bluey", asumió su cargo el 13 de junio de 1965 hasta su jubilación por cuestiones de salud en 1978. Participó en batidas para capturar a diversos forajidos, incluyendo 40 días seguidos en pos del asesino Larry Boy.

Sobre el perforador Norman Jensen existe aún más información. El 2 de noviembre de 2011, la señora Toni Tapp Coutts publicó una foto de Jensen en la web www.open.abc.net.eu, con información adicional sobre el asunto, que nos tomamos la libertad de traducir:

"Hallar agua en este gran país es una labor difícil," escribe Toni. "Mis padres fueron pioneros en la estación Killarney - 1700 kilómetros cuadrados de tierra colorada, planicies de tierra negra y amarillenta hierba de Mitchell. En Killarney no existían pozos permanentes de agua. Era necesario buscar cualquier agua bajo el suelo, una tarea larga, atareada y a menudo infructuosa. Norman Jensen (a la derecha en la foto) perforó pozos en todo el Distrito de Victoria RIver en la Región Katherine del Northern Territory. En 1968, "Old Norm" nos estaba perforando un pozo nuevo cuando las varillas de perforación afloraron trozos de carne, pelo y sangre de una profundidad de 30 metros. Dejó de perforar enseguida, convencido de que había traspasado un animal prehistórico. Guardó pedazos de carne en una lata de tabaco y las trajo a la estación. Tras mucha conversación y charla rural, mi madre remitió una muestra al CSIRO en Darwin. Parece que fue enviada de ahí a Adelaide. No recuerdo el desenlace, pero el pozo fue tapado y "Old Norm" perforó un segundo pozo a 100 metros de distancia que produjo un buen caudal de agua, resultando en la construcción de un tanque de lodos y bebederos para el ganado. La zona recibió el nombre acertado de Monster Bore (agujero del monstruo) y sigue siendo un punto de abastecimiento importante para la concentración de ganado en el asentamiento Killarney. Hasta el sol de hoy, la gente va a visitar "los abrevaderos de Monster Bore".



Habiendo establecido la veracidad de los hechos, ¿Qué eran los misteriosos restos que Norman Jensen tomó por prehistóricos? Steiger en su libro sugiere que el material correspondía “a un topo gigante o a uno de los amos de la tierra hueca”. La ciencia ha comprobado la existencia de una megafauna abrumadora en Australia: leones marsupiales, wombats de 300º kilogramos de peso (el diprodonte), y el Procopton goliah, un canguro de 3 metros de altura con peso de 230 kilogramos – todos ellos siendo animales que existieron hace 50,000 años. El material orgánico hallado por Jensen, sin embargo, era carne fresca y ocupaba un espacio de tres metros bajo la tierra.

Nos atrevemos a sugerir dos posibilidades descabelladas para acompañar la hipótesis de Steiger: un enterramiento de enormes seres “yowie” o los restos de algún gigantesco habitante de la desparecida Lemuria, incorrupto por algún proceso que de por sí representaría otra teoría descabellada.

Monday, September 26, 2016

Los Radares No Mienten: El OVNI del Coronel Filer



Los Radares No Mienten: El OVNI del Coronel Filer

Todos conocemos al Coronel George Filer por su valiosa página de información ovni (National UFO Center) pero se ha hablado poco de sus experiencias con el fenómeno en sí.

En fechas recientes, el Huffington Post lo entrevistó sobre el tema y se dió a conocer un extraordinario avistamiento sobre Inglaterra en 1962, cuando Filer era el oficial de navegación a bordo de un avión tanquero de reabastecimiento.

"Nos encontrábamos en el Mar del Norte cuando el Control Londres nos llamó para ver si estábamos dispuestos a interceptar un objeto sobre la zona de Oxford y Stonehenge. Acababábamos de completar nuestra misión de reabastecimiento asi que dijimos claro que sí. [El control] despejó todo el tránsito aéreo circundante y nos concedió prioridad mientras que descendíamos a la altura el OVNI. Lo que recibía la torre de control era una gran señal de radar, mucho más grande que la de un avion normal".

Cuando se le preguntó sobre el tamaño de dicha señal, el coronel indicó que era "tan grane como el puente del Firth of Forth en Escocia" que los aviones utilizaban como punto de referencia por sus dimensiones y color.

"Aquello estaba a mil pies y descendíamos desde los 32 mil pies. Captamos la enorme señal a una distancia de 30 millas. Era de noche y al acercarnos al objeto, vimos que estaba rodeado de luces, representando la forma de un cilindro, como un barco crucero. Se elevó repentinamente y ascendió al espacio".

Segun las declaraciones de Filer, los controladores de tráfico aéreo tenían la costumbre de "alejar a los aviones de cualquier OVNI y negar su existencia. Creo que la situación se les salió de las manos, y creo que las políticas provienen del Consejo Nacional de Seguridad, desde el nivel más alto. Sonará gracioso, pero los presidentes no siempre saben lo que hace su Consejo de Seguridad Nacional".

El Oscuro Mundo de los OVNIS



El Oscuro Mundo de los OVNIS
Por Scott Corrales © 2016

Existen aspectos de la fenomenología ovni que repelen a los sabios que se acercaron originalmente al tema. Estos investigadores, provenientes de los círculos militares y científicos de EE.UU. y otros países, se interesaron mayormente en los posibles aspectos mecánicos (la ovnilogía de “pernos y tuercas”) que tal vez representarían un adelanto sobre la técnica existente en nuestro mundo – una forma de obtener el arma decisiva contra la antigua URSS durante la guerra fría. Por otro lado, el mundo occidental se adentraba en la “era espacial” y la posibilidad de contacto con culturas extraplanetarias ya dejaba de ser pasto de la ciencia-ficción y los cómics domingueros de la prensa. Otros, menos dados a la especulación, temían que el enemigo hubiese superado las capacidades bélicas de Occidente, plenamente conscientes de que la mitad de los científicos del Tercer Reich habían ido a parar en las estepas rusas, obligados a reproducir sus prodigios tecnológicos para Stalin y sus sucesores.

Pero a la par que se interesaban en la ovnilogía (que aún carecía de nombre) descubrieron que gran parte de los casos investigados tenían otras facetas alarmantes – por ejemplo, la presencia de “ocupantes” que salían de las supuestas naves, los primeros humanoides y robots que figuran en las crónicas de los ’50 y ’60 – que no eran admitidas oficialmente. Quedaba tajantemente prohibido hablar de “seres” que salían de los inquietantes objetos.

Podemos suponer, entonces, la alarma que causó la posibilidad de que este esquivo fenómeno tuviese un componente paranormal, algo que descubrieron los militares en los ’50, cuando los oficiales de dicho cuerpo trabajaron una psíquica (o contactada) llamada Mrs. Swan, quien se había puesto en contacto inicialmente con el canadiense Wilbert Smith, encargado de las investigaciones ovni de su país a comienzos de la década de los ’50.

La Sra. Swan afirmaba que a partir de la primavera de 1954 estaba recibiendo mensajes de un grupo de alienígenas que “orbitaban la Tierra en dos grandes satélites”. Los jefes de estos vehículos eran AFFA, “capitán de la M-4” y PONNAR de la L-11. El contenido de estos mensajes llego a atraer el interés del negociado federal de investigaciones (la FBI), la CIA y el mando de inteligencia naval estadounidense.

Lejos de tratarse de algo puramente mental, el contacto asumía formas físicas, como pequeños objetos luminosos que “tostaban” la hierba del jardín de la contactada, y que estaban presentes durante las sesiones de carácter mediumnistico en el hogar de los Swan. Para 1959, el mayor Robert Friend de la división de fenómenos aéreos de la USAF en la base Wright-Patterson tomaba cartas en el asunto. Se dirigió a Washington para hablar con comandantes de la Marina y varios agentes de la CIA, quienes le informaron que habían visitado el hogar de los Swan en South Berwick, estado de Maine, para investigar este aspecto paranormal.

Los agentes vieron como la señora entraba en estado de trance para convertirse en el médium, entablando contacto con lo desconocido mediante escritura automática. Para cerciorase, dos oficiales de la Marina formularon preguntas de corte astronómico/científico que la médium no podía saber debido a su escasa formación académica.

Grande fue la sorpresa – y el pánico – de los militares cuando uno de los dos comandantes navales entró en trance espontáneamente el 6 de julio de 1959, canalizando al ente AFFA. El sorprendente intercambio incluyó una variedad de mensajes, pero cuando se le exigió probar su existencia mediante la manifestación de un platívolo, AFFA les pidió (por intermedio del militar en trance) que fuesen a la ventana y mirasen a la calle. A poca distancia, pudieron ver un objeto con forma de platillo luminoso surcando el cielo. El lector podrá imaginar el revuelo, con los militares al teléfono con la estación radárica de la base aérea Andrews, exigiendo corroboración del objeto sin conseguirla.

El mayor Friend llegó a presenciar un segundo trance por el comandante de la Marina (cuyo nombre permanece en el anonimato). A pesar de que AFFA se negó a manifestar otro ovni, Friend informó que el cambio en el aspecto y la escritura del contactado era patente. “Quedé convencido de que algo pasaba ahí. No importaba si el comandante naval y la señora en Maine estuviesen o no en contacto con seres del espacio o alguien aquí mismo en la tierra. Esto era algo sobre lo que había que averiguar más.”

Evidencia de lo paranormal

El 18 de septiembre de 2016, el presentador George Knapp entrevistó a la investigadora Kathleen Marden sobre el tema “OVNIS: Ficción y Realidad” en compañía del veterano conferencista Stanton Friedman. Knapp preguntó si alguna vez había investigado algún caso que le resultó espeluznante. Marden repuso: “No sé si lo sabias, pero soy la directora de experiencias de testigos para MUFON, y tengo un equipo de individuos que trabajan conmigo. E investigamos el contacto con seres extraterrestres y los secuestrados. En fechas recientes he descubierto que tenemos casos con ovnis y seres que parecen materializarse, como sombras, y comenzamos a ver sus rostros más y más. Lo que encuentro es que estos seres que llegan a nosotros son negativos y que se adhieren a los humanos, casi como lo que la teología consideraría como adherencias demoniacas. Lo que más me molesta es saber si estos seres vienen de otros planetas y utilizan tecnología interdimensional para llevarse a los humanos, y al abrir estos portales, entran otras cosas como los insectos que entran al abrir la puerta de una casa. ¿Existen acaso seres interdimensional en los alrededores de estas puertas, que se infiltran e invaden los hogares de las personas? Los humanos quedan gravemente enfermos, padecen arañazos de toda clase, algo que no es consistente con lo que descubierto en mis años investigando los secuestros, y es algo que veo con mayor frecuencia, y es algo que me preocupa mucho.”

La investigadora Marden agregó que estos entes – descritos como reptiloides – también se han adherido a los investigadores que han tomado cartas en el asunto, y que deshacerse de ellos ha resultado casi imposible. “Es algo que puede representar un peligro para los investigadores.”

Sobre el aspecto “engañoso/hostil” del fenómeno ovni remito al lector a los escritos de Salvador Freixedo (Visionarios, Místicos y Contactos Extraterrestres, Ed.Quintá, 1985).

La innegable alta extrañeza

"¡Dios mío, Ayúdame!"
Durante los últimos días del mes de noviembre de 2003 el invierno ya se hacía sentir en todas partes de los Estados Unidos y la población de Morehead, estado de Kentucky, no era excepción. Sin embargo, algo raro habría sucedido la noche del 21 del mes que puede clasificarse de espeluznante.

Un informe anónimo remitido al National UFO Reporting Center con sede en Seattle rezaba así: "La brigada de rescate de los condados de Morehead y Rowan recibieron una llamada del departamento de policía de Morehead acerca de una voz de mujer que pedía ayuda a gritos, haciéndolo tres veces. Dos testigos afirman haber visto una luz brillante en el cielo por espacio de un minuto antes de que la brigada de rescate se personara en el lugar de los hechos. Se le solicitó al departamento de bomberos hacer una búsqueda utilizando una cámara de imágenes térmicas, aunque dicha búsqueda fue infructuosa. Los testigos son vecinos de Morehead. A menos que se confirme el informe de una persona desaparecida, no se continuará la búsqueda".
En eso quedaron las cosas hasta que el investigador Donnie Blessing de la MUFON tuvo la oportunidad de hablar con una tal "Sra. Huff" el 3 de diciembre del año en curso. La mujer le dijo al investigador que su marido había formado parte de la brigada de rescate que había respondido al incidente de los gritos en el camino rural conocido como Adams Lane. Una persona había irrumpido en la estación de bomberos, según le había contado su marido, diciendo que una mujer y su niño habían estado caminando en la cuesta de una colina y que "una nave espacial" había bajado para llevarse al menor, haciendo que la mujer gritara "¡Ayúdame, Dios mío, Ayúdame!"

Blessing no daba crédito a sus oídos y le preguntó a la mujer que si sería posible hablar con el marido, cosa que logró hacer al día siguiente. El "Sr. Huff", seudónimo asignado por Blessing al bombero, relató lo mismo que la había dicho su mujer. El bombero amplió detalles, comentando que otro miembro de la brigada de rescate había sido abordado por un hombre mientras que se encontraban en las cercanías del cuartel de la policía estatal de Kentucky. El extraño decía haberlo visto todo: "había una mujer en un campo y que luego había bajado un OVNI para secuestrarla".
Más extraño aún resultaba el incidente que había tomado lugar dos días antes, cuando la brigada de rescate había recibido otra llamada telefónica, esta vez de unos vecinos que avisaban haber visto "un niño de dos años de edad caminando a lo largo de la carretera 60 en pañales". El vecino había visto al pequeño, que parecía inmune al frío imperante, y había dado parte a las autoridades enseguida. Las pesquisas posteriores jamás dieron con ningún niño perdido y jamás se recibieron llamadas posteriores sobre la presencia del diminuto vagabundo.

Otro investigador del fenómeno OVNI, Kenny Young de la Mid-State Research Associates con sede en Ohio (EUA), logró comunicarse con un profesor universitario de ascendencia inglesa que vivía en Adams Lane y que había sido contactado por agentes del orden público sobre los gritos que se escucharon en esa zona rural.

El profesor anónimo declaró que se encontraba en casa cuando se escucharon los alaridos. "Sí, estaba en casa cuando se oyeron los gritos. Se escucharon unos gritos francamente espeluznantes pero nadie pudo averiguar nada más al respecto."

Curiosamente, el profesor había tenido una experiencia OVNI entre las 21:00 y 22:00 horas en la región, mientras que conducía en la compañía de sus dos hijos de 15 y 18 años de edad respectivamente. Los tres hombres se percataron de un objeto aéreo extraño que se cernía sobre un campo abierto; la configuración del aparato era ovalada y de color blanco, moviéndose "como lo haría un colibrí". Después de tres o cuatro minutos de observación inicial, el objeto comenzó a desplazarse rápidamente de un lado del firmamento otro. El profesor y sus hijos estacionaron el coche y se bajaron para determinar que el objeto no era un avión ni tampoco un helicóptero, y transcurridos algunos minutos, los testigos reingresaron a su vehículo después de que el objeto les infundiera cierto recelo.

"Yo diría que era una sensación de recelo más que de temor", explicó el catedrático. "No sabía qué era lo que estábamos viendo y me preocupaba pensar que aquello nos hubiera detectado".
Después de regresar a su casa, los testigos siguieron viendo el extraño objeto desde la ventana de una habitación en la segunda planta. El extraño objeto comenzaba descender, mudando sus colores de blanco a anaranjado, y asentándose en un campo.

Se produjo un cambio de color adicional, esta vez de anaranjado a rojo. Al suceder esto, los animales de las casas y granjas vecinas enloquecieron, ladrando como locos y tratando de romper sus cadenas. El objeto saldría disparado para perderse en la noche.

Fue justo entonces que los hijos del profesor salieron de la casa y escucharon los gritos provenientes del campo en dónde el extraño objeto parecía haber tomado tierra. "Se trataba de una voz femenina", explicó el profesor a Kenny Young. "Mis hijos se metieron en el coche y llamaron a la policía, dando parte sobre los hechos".
En menos de media hora una veintena de policías se habían aparecido en la casa de instructor universitario para comenzar su propia búsqueda. A pesar de sus titubeos iniciales, el profesor informó a los policías sobre el avistamiento OVNI, sorprendido al descubrir que no se burlaban de él. Según las declaraciones del profesor a Young, uno de los policías llegó a admitir haber visto un ovni también, aunque no supo precisar si se refería al mismo objeto.

# # # #

Friday, August 12, 2016

Las Naves del Misterio



Las Naves del Misterio
Por Scott Corrales © 2016

Nuestro planeta Tierra - único en el universo, a juzgar por las características de los nuevos mundos hallados en fechas recientes - debió haberse llamado correctamente Océano, puesto que la masa de agua de cubre la masa planetaria, el océano mundial como se le ha nombrado, ocupa casi el 71% de su superficie, y sólo conocemos a ciencia cierta un 3% de sus profundidades.

La humanidad se jacta de su supuesto dominio de los mares, cuando en verdad nuestra especie está a merced del gran manto acuático, y los grandes ingenios marítimos creados por la hábil mano del homo sapiens quedan fácilmente abrumados por Poseidón. Desde la desaparición de los submarinos Thresher y Scorpion de la marina estadounidense - que osaron ir más allá de la profundidad asignada a estas naves de guerra - hasta los misterios que aún rodean las desapariciones de naves de los siglos XIX y XX, los seres humanos aún tienen mucho que aprender sobre su mundo.

Se han escrito innumerables artículos y libros sobre la desaparición del Marie Celeste, el Cotopaxi, el Ellen Austin, y otros, asignando la responsabilidad al Triángulo de las Bermudas y al Mar del Diablo en las costas japonesas, entre otros. Su existencia o inexistencia ha sido materia de controversias desde la década de los ’70, cuando el investigador Lawrence David Kusche publicó su obra The Bermuda Triangle Mystery – Solved (1975) en la que refutaba el misterio que rodeaba a las desapariciones o lograba hallarles una explicación racional. En algunos casos, señalaba dicho autor, muchos de los barcos desparecidos nunca habían existido, o se habían volatilizado lejos de la geografía indicada, arrimados a los triángulos misteriosos por los autores de la profusa literatura “triangulera” de aquellos tiempos.

No obstante, los misterios persisten.

Rocanrol y enigmas del mar

Los Rolling Stones ocupan el segundo lugar de importancia entre los grupos que representaron la “invasión británica” de la música popular de los años ’60 del siglo pasado. El quinteto londinense conquistó el mercado británico seguido por el estadounidense, aprovechando la brecha abierta por los Beatles, firmando contratos onerosos que obligarían a sus miembros a convertirse en refugiados impositivos, evitando la pesada carga tributaria exigida por su británica majestad. Keith Richards, guitarrista y compositor del grupo, se refugió en la Riviera francesa, concretamente en Villefranche-sur-le-mer, dominando el mundo musical desde Nellcote, su mansión en lo alto de dicha pintoresca comunidad.

Se ha escrito mucho sobre el interés de Richards y sus colegas musicales en el fenómeno ovni, pero un fenómeno más extraño aún tocaría de cerca al grupo, o mejor dicho, a la esposa y musa del guitarrista, la actriz Anita Pallenberg, mejor conocida como “la reina negra de Sogo” en la película Barbarella dirigida por Roger Vadim y producida por Dino Di Laurentiis. Es muy posible que su insólita vivencia quedara relegada al olvido a no ser por su inclusión en el libro Exile On Main Street – A Season in Hell With the Rolling Stones por el escritor Robert Greenfield, que ya había escrito anteriormente sobre el grupo.

Pero dejemos que sea el mismo Greefield quien nos cuente la historia.

“La verdadera historia es mucho más fantástica, la clase de experiencia que sólo puede producirse cuando la gente que vive junta se droga en plan diario, poniendo la realidad fundamental en entredicho. Todo comienza una mañana en el traspatio de Nellcote, cuando Anita oteaba el horizonte con un par de prismáticos alemanes para artillería, tan poderosos que los utilizaba a menudo para fisgonear la habitación de Aristóteles Onassis a bordo de su enorme yate, el Cristina.



“Flotando más allá de la barra portuaria, más allá de los buques de guerra y los yates más grandes del mundo se encuentra un galeón, con todo su velamen y una ruidosa linterna, guardando un aspecto muy parecido al abandonado bergantín Marie Celeste, o tal vez el Holandés Errante, el bajel perdido, condenado a navegar por el resto de la eternidad alrededor del Cabo de Buena Esperanza en Sudáfrica. Emocionada a más no poder por esta sorprendente aparición, Anita le ruega a Keith que la acompañe a visitarlo. Keith, hasta el colmo de la pródiga vida fantástica de Anita, no solo rehúsa hacerlo, sino que expresa la opinión de que Anita está chiflada. En aquel momento tiene mejores cosas que hacer que preocuparse por buques fantasma perfilados contra el alba.

“Dando la vuelta hacia Tommy Weber, Anita le dice: “Mira, tienes que ver esto. Se lo estoy tratando de decir a Keith pero no me hace caso.” Tommy, quien entretanto ya ha visto el galeón a través de sus binoculares de la primera guerra mundial, le contesta: “Sí, supongo que se trata de una broma”. Anita le insiste: “No, es de verdad, le he echado un buen vistazo.” Poco dispuesto a perderse una aventura, Tommy le dice: “Pues nada, tendremos que abordarlo,” y Anita le contesta: “Eso mismo pensaba yo.”

“Dirigiéndose al puerto, Tommy y Anita reclutan la ayuda de algunos de los vecinos amistosos para hacerse con un bote de pesca, dirigiéndose hace el galeón. Naturalmente, la mar comienza a crecer, embravecida. A mitad de camino hacia el barco misterioso, el pesquero se queda sin carburante. Puesto que Anita se niega a tomar un no por respuesta, ambos comienzan a remar hacia galeón. Acercándose, llegan a constatar que el barco mide al menos veinte metros de eslora, pero tal es su altura en el agua que abordarlo resulta imposible sin que alguien baje la plancha de desembarco.”

El autor explica que enfrentados a dicha situación, no quedaba más remedio que golpear los remos contra el casco para ver si alguien aparecía por la cubierta. Puesto que las condiciones del mar empeoraban, no tuvieron más remedio que dar la vuelta y regresar a Nellcote. “Fue una de las experiencias más maravillosas de mi vida,” confesó Tommy Weber al autor. “Era como algo sacado de las obras de Homero, porque al día siguiente, el galeón ya no estaba. Se había esfumado”.

Una narración extraordinaria

En su obra clásica Invisible Horizons, el escritor Vincent Gaddis culmina su capítulo sobre naves de espanto y horror en la siguiente forma: "Pero de todos los barcos malditos que han plagado los mares de la Tierra, el peor de ellos lo fue el Ivan Vassily. Su historia - casi increíble - es una oscura advertencia sobre las fuerzas malignas que de vez en cuando irrumpen en nuestro mundo".

Tras su botadura en 1897, el carguero ruso Ivan Vassily se desempeñó normalmente por cinco años en aguas del Báltico. Pero con el comienzo de la guerra rusojaponesa en 1903, el barco realizó un largo viaje a Vladivostok como transporte de armamentos. Durante cierto punto del viaje, una fuerza desconocida se apoderó del carguero. Una sensación de terror que vaciaba de fuerza a los tripulantes "como una bomba de succión", en la prosa de Gaddis. Esta fuerza negativa fue vista en varias ocasiones como una nebulosa figura humanoide.

Justo antes de que el carguero llegase a Port Arthur en la península china de Liaotung, un marinero emitió un grito estremecedor que hizo que los demás tripulantes corriesen como locos, algunos de ellos rezando fervorosamente. El miedo fue tal que el marinero Alec Govinski saltó por la borda, prefiriendo la muerte.

Pero esta ofrenda de carne y hueso parece haber funcionado, y no se produjeron incidentes adicionales hasta que la nave atracó en Vladivostok. La deserción era inevitable, pero la policía rusa logró capturar los marineros, y el Ivan Vassily emprendió su largo viaje de regreso con escala en Hong Kong. Este viaje de pesadilla resultó en muertes adicionales, ya fuese por suicidio o paro cardiaco. El capitán del Vassily, Sven Andrist, también saltó por la borda. La calma volvió a reinar hasta la llegada al puerto chino, donde la deserción fue total. El segundo oficial, Chris Hanson, se nombró capitán y reclutó una nueva tripulación de marineros asiáticos. El Iván Vassily llegaría a Sydney con su nuevo capitán, muerto de un balazo en la sien, y una tripulación que desertó, perdiéndose en los callejones de la urbe australiana.

"Solamente un hombre," narra Gaddis, "tuvo el valor de quedarse con la nave. El ingeniero Harry Nelson."



El emprendedor Nelson no tardó en localizar un capitán dispuesto a tomar el mando y un reducido número de marineros. El fenómeno no tardó en repetirse. Nelson hizo lo posible por dilucidar el misterio de la fuerza invisible que hacía enloquecer a los hombres.

Como si de una novela de H.P. Lovecraft se tratara, el Iván Vassily nunca volvió al Báltico. Sus tripulantes volvieron a Vladivostok y la nave permaneció abandonada en el puerto, evitada por todos. Finalmente, nos cuenta Gaddis. "la nave recibió el único tratamiento seguro para todos los objetos maléficos que existen en el mundo. Fue consumida por el fuego".

Vincent Gaddis no fue el único en abordar el tema de esta nave diabólica; también lo hizo R. DeWitt Miller, otro escritor de los años '40, aunque la fuente original de esta narrativa parece ser el mismo Harry Nelson. Desconocemos si el informe oficial del almirantazgo imperial ruso haya sobrevivido las dislocaciones de la revolución de 1917.

HMS Resolute,¿hermano del Holandés Errante?

La era de la exploración de las zonas polares de nuestro planeta alcanzó su apogeo en el siglo XIX con las expediciones de Perry, Cook y Nansen al ártico y de Shackleton, Amundsen y Scott a la antártida. Dichas exploraciones habían comenzado en el siglo XV con los viajes de Barents a Nueva Zembla (1599) y Martin Frobisher a las islas del norte de Canadá (1587). Y es esta región conquistada por Inglaterra la que nos concierne. El mismo Frobisher había intentado establecer una colonia en la isla Baffin – asentamiento que nunca llegó a concretarse, pero que marcó el comienzo del interés por estas inhóspitas tierras. En otro artículo para Arcana Mundi, titulado El Engima de Qaumaneq (http://arcanamundiblog.blogspot.com/2007/11/canada-el-enigma-de-qaumaneq.html) abordamos la suerte de una de estas expediciones – la del almirante Franklin y la tétrica suerte de su tripulación y sus naves, HMS Terror y HMS Erebus, cuyo paradero ha sido localizado en fechas recientes, pero existe otro barco fantasma cuya historia compite con la del célebre barco maldito del capitán Vanderdecken.

El HMS Resolute fue uno de varios barcos enviados por el Almirantazgo para descubrir el paradero de la tripulación de las naves de Franklin, convirtiéndose en la capitana de la flotilla ártica al mando del comandante Horatio Austin. La expedición de 1850 no tuvo éxito y las naves regresaron a Inglaterra, zarpando otra vez en 1852 para proseguir su búsqueda, pero en 1853, una inesperada congelación del estrecho de Davis inmovilizó al Resolute, condición que se prolongaría por un año, cuando se dio la orden de abandonar el barco de tres palos a los hielos. El capitán Kellett mandó cerrar las compuertas y desarbolar los palos, emprendiendo la marcha sobre la nieve hacia otros barcos de la Royal Navy que se habían salvado de tal suerte.

Dos años más tarde, un ballenero norteamericano hallaría al HMS Resolute flotando a 1900 kilómetros de su posición inicial.

“Era un viaje imposible de explicar,” afirma el autor Jeffrey Blair Latta. “Saliendo del azul blanco del norte, como si lo guiaran los fantasmas aquellos que quisieron enterrar sin honra, apareció el buque de Kellett, el Resolute. Sin tripulación, sus esclusas selladas y sus jarcias cubiertas de escarcha, el Resolute se había escabullido de los hielos en el verano, había navegado los arrecifes y pesadas nieves del Estrecho de Viscount Mellvile, cruzado el Estrecho de Barrow y luego el Estrecho de Lancaster, finalmente deslizándose a las aguas de la Bahía de Baffin, cuando fue avistado por el capitán Buddington del ballenero George Henry.”

Resulta perfectamente factible que dado el movimiento del hielo sobre las aguas polares, cualquier nave atrapada en el elemento sería capaz de desplazarse con el hielo, haciendo las veces de pasajero. Pero la travesía de tantos puntos geográficos sin una mano al timón raya en lo inverosímil.

Buddington se apoderó del barco fantasma y lo remolcó orgullosamente hasta el puerto de New London en Nueva Inglaterra, donde el gobierno británico hizo valer sus derechos sobre la nave fantasma enseguida, renunciando posteriormente a ellos a favor de los rescatadores. Inesperadamente, en Congreso de los Estados Unidos apropió la considerable suma de USD $40,000 para comprar el Resolute, reacondicionarlo y devolverlo a Inglaterra como un regalo de buena voluntad. Pero sucedió lo inesperado: el Almirantazgo aceptó el regalo y sin pensarlo dos veces, procedió a desguazarlo.

La decisión de destruir el HMS Resolute es una de las grandes intrigantes de la exploración polar. ¿Acaso temían alguna especie de contaminación, algún virus hallado en las nieves del archipiélago canadiense? ¿Evidencia de algo aún menos apetecible, como pruebas del canibalismo practicado por los hambrientos marineros condenados a sufrir la inmisericordes condiciones polares?



Lo curioso – y tristemente irónico – es que de los restos del HMS Resolute, específicamente una de sus vigas de roble, se confeccionó un escritorio (uno de tres, por obra del taller de carpintería del astillero de Chatham) que fue obsequiado al presidente Rutherford B. Hayes de los EE.UU. en 1880, pasando a convertirse en el escritorio oficial de la presidencia estadounidense, utilizado desde entonces en la oficina ovalada de la Casa Blanca.

Tuesday, July 26, 2016

Encuesta Sobre el Estado Actual y El Progreso de la Ufología (1998)



[Conviene a veces echarle un vistazo al pasado para ver cuánto hemos progresado...o retocedido. La siguiente encuesta apareció en el boletín InterAlia, predecesor de Arcana Mundi, y es obra Michael Lindemann, estudioso que se retiró de la ufología a principios del siglo XXI -- Scott Corrales]

ENCUESTA SOBRE EL ESTADO ACTUAL Y EL PROGRESO DE LA UFOLOGIA
Informe Especial Exclusivo de CNI News
Por Michael Lindemann


Cual es el estado actual de la ufologia, segun la opinion de los principales investigadores y comentadores del campo? Estamos progresando hacia la obtecncion de resultados verdaderos o no? Cual es la relacion existente enter el fenomeno ovni y otros misterios tales como los circulos de trigo o la Cara en el planeta Marte? CNI News se decidio a investigarlo.

Para obtener una muestra amplia pero manejable, enviamos nuestra encuesta a 50 individuos en Norte y Suramerica, el R.U., Europa, Israel y Australia. Todos los invitados a participar son publicamente conocidos por sus contribuciones en una o mas de las siguientes areas: investigacion de campo del fenomeno ovni, investigacion historica de gabinete, trabajo clinico con los que han experimentado el fenomeno ovni y/o la divulgacion noticiosa de la ufologia. CNI News recibio 32 respuestas a nuestra encuesta para la fecha tope de este ejemplar.

Aunque creemos que los puntos de vista de estos 32 encuestados representan la gama completa de puntos de vista existentes entre los investigadores ovni, reconocemos que otro grupo de encuestados tal vez habria producido resultados distintos a los que aparecen aqui. Nuestro grupo de muestra es fuertemente norteamericano, con menos representacion de Europa e Iberoamerica, y sin representacion alguna de Asia, Africa o el Medio Oriente.

CNI News expresa su agradacemiento por la presente a los siguientes investigadores que generosamente compartieron sus perspectivas con nuestros lectores (estan listados alfabeticamente por apellido):

Jan Aldrich (USA), Paul Anderson (Canada), Keith Basterfield (Australia), Graham Birdsall (UK), Gildas Bourdais (France), Errol Bruce-Knapp (Canada), Bill Chalker (Australia), Scott Corrales (USA), Eric Davis (USA), Chad Deetken (Canada), George Filer (USA), Ray Fowler (USA), Stanton Friedman (Canada), Peter Gersten (USA), Stan Gordon (USA), Michael Hesemann (Alemania), Patrick Huyghe (USA), Dr. David Jacobs (USA), Martin Jasek (Canada), Dr.
Roger Leir (USA), Deborah Lindemann (USA), Dr. Bruce Maccabee (USA), Philip Mantle (RU), Jim Marrs (USA), Chris O'Brien (USA), Vitorio Pacaccini (Brasil), Karl Pflock (USA), Kevin Randle (USA), Chris Rutkowski (Canada), Michael Strainic (Canada), Whitley Strieber (USA), Kenny Young (USA).

Se formularon once preguntas, algunas de ellas con partes multiples. Cada pregunta se ilustra a continuacion con las respuestas tabuladas. Debido a que algunas preguntas permitieron que los encuestados emitiesen mas de una respuesta, los porcentajes no siempre suman a 100. Las preguntas tambien invitaron comentarios adicionales, pero el espacio en este ejemplar de CNI News no permite la inclusion de los comentarios suscitados por cada pregunta [...]


==+++===+++===+++===+++===+++===+++===+++===+++===+++==
PREGUNTAS Y RESPUESTAS A LA ENCUESTA:

PREGUNTA UNO: A su leal saber y entender, en comparacion con el periodo relatiamente activo de 1995-1997, la cantidad de avistamientos ovni en Norteamerica en los meses recientes ha
:
a) mermado un poco = 9.4%
b) mermado considerablemente = 9.4%
c) esta casi igual = 43.7%
d) ha subido = 9.4%
e) no esta seguro= 28.1%

PREGUNTA DOS: A su leal saber y entender, que partes del mundo han tenido la actividad ovni mas copiosa o significativa en los pasados 6 meses?

No se ofrecieron opciones. Los encuestados contestaron lo siguiente:

USA/Norteamerica = 13 menciones
Sudamerica/Brasil/Chile/Argentina = 13 menciones
China = 10 menciones
Australia = 8 menciones
Mexico = 7 menciones
Todas partes (sin concetracion especial) = 4 menciones
No esta seguro = 4 menciones
Europa = 2 menciones
UK/Escocia = 2 menciones
Una mencion cada una Asia, Centroamerica, Israel, Italia, Indochina

PREGUNTA TRES: En los ultimos seis meses, cuales fueron los casos ovni recien reportados que le parecieron mas significativos?

No se ofrecieron alternativas. Los encuestados contestaron lo siguiente:

Ene 5, 2000, avistamientos por la policia en Illinois central = 16 menciones
Fines de 1999, avistamientos en China = 4 menciones
Feb 14, 2000, avistamientos por la policia en Mexico D.F. = 3 menciones
Feb 1999, secuestro de alces por un ovni en Wyoming = 3 menciones
Mar 10, 2000, OVNI sobre Lima, Peru = 2 menciones
Nov 4, 1999, OVNI sobre Papua Nueva Guinea = 2 menciones
10 eventos adicionales recibieron una mencion c/u.
No hubo eventos significativos = 4 menciones

PREGUNTA CUATRO: CNI News senala que los ovnis en forma de grandes triangulos oscuros(conocidos como deltoides,boomerang, en forma de flecha) han sido avistados con frecuencia en los ultimos anyos.


Parte 1) Esta de acuerdo en que los grandes triangulos oscuros han sido avistados con mayor frecuencia en los ultimos anyos que en el pasado?


Si = 75%
No = 0%
No esta seguro o no contesto = 25%

Comentario: Varios encuestados dijeron que la referencia a "anyos receintes" vs. "en el pasado" era demasiado impreciso. Sugirieron que una aumento pronunciado en los OVNI de configuracion triangular o de bumerang debe fecharse a partir del comienzo de los 80 para incluir la oleada sobre el Valle del Rio Hudson en Nueva York asi como la oleada belga de 1989.

Parte 2) Cual es/son la mejor explicacion(es) para los informes sobre los triangulos oscuros?

a) aviones convencionales mal identificados = 18.8%
b) aviones secretos de "Proyectos Negros" = 71.9%
c) otros fenomenos mal identificados (Venus, etc) = 3.1%
d) fraudes or alucinaciones = 3.1%
e) naves alienigenas = 53.1%
f) otros/desconocidos = 15.6%

PREGUNTA CINCO: Hay varias iniciativas en marcha para hacer que el gobierno de EUA (y tal vez otros) dejen de ocultar los eventos ovni pasados y actuales. Dichas iniciativas incluyen demandas y peticiones para la celebracion de vistas en el Congreso. En su opinion, estas inciativas:

a) son urgentemente necesarias = 18.8%
b) utiles o apropiadas ahora = 31.2%
c) ni utiles ni apropiadas ahora, pero tal vez lo sean en el futuro = 15.6%
d) totalmente inutiles = 25%
e) no tengo opinion = 9.4%

PREGUNTA SEIS: En su opinion, que relacion debe existir entre la ufologia organizada y el proyecto radio Search for Extraterrestial
Intelligence)


a) colaboracion estrecha = 21.9%
b) esfuerzos individuales con respeto mutuo, compartiendo datos= 59.4%
c) criticar los metodos y esfuerzos de SETI = 6.2%
d) no debe existir relacion con SETI = 9.4%
e) otros/no tengo opinion = 3.1%

PREGUNTA SIETE: En su opinion, que relacion debe existir entre la ufologia organizada y el proyecto de Astrobiologia/Origenes de la NASA?

a) colaboracion estrecha = 28.1%
b) esfuerzos individuales con respeto mutuo, compartiendo datos = 50%
c) criticar los metodos y suposiciones de la NASA = 3.1%
d) no debe existir relacion con la NASA ni responder a ella= 15.6%
e) otros/no tengo opinion = 3.1%

PREGUNTA OCHO: En su opinion, cual es el grado de importancia o relevancia de los siguientes en el estudio del fenomeno OVNI? Especificar para cada uno: alta, mediana, baja, ninguna, no estoy seguro.


a) Teoria/folklore de los Astronautas Antiguos (paleoufologia)
Alta = 24.2%
Mediana = 33.3%
Baja = 24.2%
Ninguna = 18.2%
No estoy seguro = 0%

b) Teoria de la panspermia
Alta = 21.2%
Mediana = 27.3%
Baja= 30.3%
Ninguna = 15.2%
No estoy seguro = 6%

c) Circulos de trigo
Alta = 21.9%
Mediana = 15.6%
Baja = 31.2%
Ninguna = 25%
No estoy seguro = 6%

d) Mutilaciones de ganado
Alta = 21.9%
Mediana = 43.8%
Baja = 12.5%
Ninguna = 21.9%
No estoy seguro = 0%

e) Alegatos de secuestro por extraterrestres
Alta = 54.0%
Mediana = 34.0%
Baja = 0%
Ninguna = 6%
No estoy seguro = 6%

f) Cara Marciana
Alta = 12.5%
Mediana = 15.6%
Baja = 34.4%
Ninguna = 34.4%
No estoy seguro = 3.1%

g) Area 51
Alta = 12.5%
Mediana = 28.1%
Baja = 31.3%
Ninguna = 18.8%
No estoy seguro = 9.3%

h) Descubrimiento de planetas extrasolares
Alta = 24.2
Mediana = 42.4
Baja = 21.2
Ninguna = 9.2
No estoy seguro = 3.0

i) Posibilidad de vida microbial en Mars
Alta = 24.2
Mediana = 36.4
Baja = 21.2
Ninguna = 15.2
No estoy seguro = 3.0

PREGUNTA NUEVE: En su opinon, cual fue el grado de progreso logrado en la comprension de la naturaleza y el significado del fenomeno ovni durande la decada de los '90?


a) gran progreso = 15.2%
b) algun progreso = 42.4%
c) ningun progreso = 21.2%
d) retrocedimos = 15.2%
e) no estoy seguro = 6.0%

PREGUNTA DIEZ: Para hacer progreso hacia la resolucion del misterio de los OVNI, que tipos de los siguientes esfuerzos resultan mas productivos? Clasfique cada articulo en terminos de muy productivo, algo productivo, no productivo, contraproducente, no estoy seguro.

a) Investigacion de documentos historicos
Muy productivo = 50%
Algo productivo = 50%
No productivo = 0%
Contraproducente = 0%
No estoy seguro = 0%

b) Busqueda de nuevos testigos e informacion sobre los mejores casos del pasado.

Muy productivo = 37.5%
Algo productivo = 53.1%
No productivo = 6.2%
Contraproducente = 0%
No estoy seguro = 3.1%

c) Investigacion de buenos casos segun se produzcan
Muy productivo = 81.3%
Algo productivo = 18.7%
No productivo = 0%
Contraproductivo = 0%
No estoy seguro = 0%

d) Analisis riguroso de fotografias y videocintas de OVNI
Muy productivo = 46.9%
Algo productivo = 43.8%
No productivo = 6.2%
Contraproducente = 0%
No estoy seguro = 3.1%

e) Intentos por hacer contacto directo con ETes/alienigenas
Muy productivo = 18.8%
Algo productivo = 18.8%
No productivo = 31.2%
Contraproducente = 12.5%
No estoy seguro = 18.8%

f) Accion politica/legal encaminada hacia la divulgacion oficial de los secretos OVNI
Muy productivo = 21.9%
Algo productivo = 53.1%
No productivo = 15.6%
Contraproducente= 9.3%
No estoy seguro = 0%

g) Mayor dependencia en cientificos y metodologia
Muy productivo = 68.8%
Algo productivo = 15.6%
No productivo = 9.3%
Contraproducente = 3.1%
No estoy seguro = 3.1%

h) Desenmascarar charlatanes and casos fraudulentos
Muy productivo = 31.3%
Algo productivo = 53.1%
No productivo = 9.3%
Contraproducente = 3.1%
No estoy seguro = 3.1%

i) Otras (sirvase especificar)
Se ofrecieron varias sugerencias, inclyendo:
--recopilacion de catalogos de efectos OVNI casos con caracteristicas distitntivas
--colaboracion con agencias con observadores en posiciones que permiten la deteccion de OVNIS (pilotos, controladores aereos, vigias de incendios forestales, policias, etc)
--tratar de correlacionar avistamientos voni con distintas redes de sensores
--sistematizar y refinar la metodologia para el estudio de los casos de secuestro
--enfrentar las comunidades ideologicas/ultrarracionalistas por su metodologia corrupta
--educar al publico, la comunidad cientifica, los politicos.
--crecimiento en la concientizacion humana, compasion y conocimientos cientificos.
[AVISO: La pregunta once invita los cometarios de los encuestados].

(INTERALIA agradece por este medio al investigador Michael Lindemann el habernos concedido permiso para reproducir la encuesta en este numero del boletin).